Entradas

Date prisa, baja de allí

[sam_ad id=”14″ codes=”true”]

Subió al árbol, quería ver a Jesús y por su corta estatura no lo podía hacer, había mucha multitud…..Zaqueo, un publicano, rico y con muchas manchas de pecado ante los ojos del pueblo tenia curiosidad de ver pasar al Mesías, de saber cómo era y conocerle, pero no de acercase tanto, al punto que pudiera El también señalarle.

Pero todo está bajo la mirada de amor de nuestro Salvador y Jesús amorosamente lo llama a descender de aquel árbol, solicitándole que lo hiciera con rapidez porque el tiempo corría….. Cuantas veces Cristo de ha llamado a seguirle, a que bajes de donde estas prensado, desde donde solo ves de lejos el Reino porque si te acercas puede que te comprometas y eso  no te gusta.

Dios no nos obliga a bajar, nos invita y he aquí tu valor de disponer tu vida para Cristo dejando el camino libre para que el Espíritu Santo ministre todos tus sentidos y el avance se de en ti….

Al tomar valor baja y expone ante El sin vergüenza sus pecados ofreciendo reintegración….el valor te lleva a los cambios, tu mente, actitudes, sentimientos, prejuicio, todo es transformado por y en el Poderoso Nombre de Jesucristo Nuestro Salvador…..

Deja que este día Él tome el control de tu vida, pon todo lo que te aleja de Él a sus pies, y alégrate porque tal cual le da a Zaqueo restitución de salvación y linaje, tu y yo somos candidatos a la SALVACION.

 

Dra Claudia Cerrato

LA VIDA EN LA MUERTE

[sam_ad id=”14″ codes=”true”]

Todos en algún momento experimentaremos esta situación, lo vemos en familias desgarradas por una perdida violenta, vemos a otros como tras un periodo de enfermedad les reconforto el final del sufrimiento, vemos otros llorando al no nacido y a otros aun no nos ha sido el turno de sufrir en carne propia una perdida…. En alguna ocasión he compartido que ante una perdida siempre habrá una ganancia y Dios necesita ese espacio para bendecir tu vida aún más…es muy alentador esto…pero quiero dejar en tu corazón este día como debes evolucionar como doliente hacia una permanente tranquilidad y que tu vida se llene de gozo que quizá ni siquiera antes tenías ni habías experimentado.

En la muerte está la vida misma y Jesucristo nos ha dado ese regalo…un regalo del que no somos conscientes como tal.

Es vital que entiendas para selles en tu mente y corazón que la separación es temporal, que hay una promesa de vida y vida en abundancia en la muerte, que la muerte para nosotros no es destrucción sino un regalo al cual tenemos acceso por misericordia, por amor , por bondad del Padre….. somos parte del sueño de Dios y  Él tiene para nosotros un propósito perfecto y especial…y tú y yo debemos luchar día a día por alcanzarlo…si has tenido una perdida recuerda dos cosas: ese espacio de vacío es para que recibas  una bendición muy especial y después de esta vida está la verdadera vida….la muerte es el paso hacia lo más hermoso , que es su presencia…esa promesa se cumplirá y mis ojos verán a Cristo  mi Salvador cuando fijamente me vea en aquel día y me reciba con sus amorosos brazos abiertos.

Eclesiastés 7:1 Mejor es la buena fama que el buen ungüento; y mejor el día de la muerte que el día del nacimiento.

 

Romanos 14:7-9 Porque ninguno de nosotros vive para sí, y ninguno muere para sí.14:8 Pues si vivimos, para el Señor vivimos; y si morimos, para el Señor morimos. Así pues, sea que vivamos, o que muramos, del Señor somos. 14:9 Porque Cristo para esto murió y resucitó, y volvió a vivir, para ser Señor así de los muertos como de los que viven.

 

Dra Claudia Cerrato

LA LIBERTAD DE AMAR

[sam_ad id=”14″ codes=”true”]

Hace muchos años no creía que alguien pudiera amarme, idealizaba la palabra “te amo” como algo reservado para una pareja o algo así…. Me era extremadamente difícil decir “te amo” porque hoy entiendo que no entendía que significaba eso  porque realmente no conocía a Dios y no había tenido el encuentro con Cristo que tuve y carecía de la presencia de su Santo Espíritu.

Hace unos días una amiga muy cercana quien es para mi como una hermana hizo un comentario similar que alguien le había icho “le amo” y que ella ni lo creía ni sentía….. y  hace unos minutos alguien a quien en repetidas ocasiones le expresan un “te amo” pidió que no se lo dijeran …..le pedí al Espíritu Santo me orientara como ayudar a otros a contagiarse del amor agape porque comprendo ahora que cada uno de nosotros  somos el reflejo  de Cristo y es imposible pasar por la vida sin aprender a amar….. y me llevo a este versículo que comparto este día con ustedes.

Jesús, mi amado, con sus enseñanzas, provocó la más grandiosa de las transformaciones del mundo, en su mentalidad y en sus leyes. Entre muchas enseñanzas resalta el amor como la base de la convivencia humana, en la familia, en la iglesia y en la sociedad en general. El amor que Jesús enseñó es un concepto muy elevado pero posible de practicar, de hecho, Él mismo mostro en su propia experiencia como llevarlo a la práctica. Eso nos anima a pensar que el amor el posible y que es la solución a tantas situaciones de odio e injusticia que se viven a niveles individuales y sociales en nuestro país.

En la mayoría de los casos el amor que se declara depende del atractivo físico, de la conveniencia material y de la correspondencia del ser amado, es decir, amamos a quienes nos aman y somos indiferentes a los demás, este es el “amor porque”, o sea, te amo porque eres bueno… atractivo… agradable… inteligente… rico… etc. En la Biblia la palabra utilizada es ágape, amor ágape es amor incondicional, podríamos decir que es “amor a pesar de”, te amo a pesar de que no me ames… a pesar de que me hagas daño… a pesar de que no me des nada. Esta es la forma en que Cristo nos amó, al grado que estuvo dispuesto a entregar por nosotros su vida, ese es el amor al que estamos llamados pues somos libres de amar a todos. El otro extremo lo dice Jesús que amemos a nuestros enemigos y hagamos bien a quienes nos hacen mal. El apóstol Pablo hace una descripción de esta clase se amor en 1 Corintios 13.

Si nos declaramos seguidores de Jesucristo y no sabemos amar y perdonar, en realidad no le seguimos.  Su declaración es enfática en Juan 13:35, se sabrá que son mis seguidores si tienen amor los unos con los otros. Entre nosotros debe haber siempre amor, siempre perdón y siempre tolerancia. Si otros cometen errores también nosotros los cometemos, por lo tanto nada debe empañar nuestra comunión con el Espíritu Santo y con los demás, no debe haber ningún sentido de culpabilidad. Y vamos más lejos, si logramos incorporar al amor como parte de nuestro comportamiento cotidiano, en cualquier lugar donde estemos y con cualquier persona, puesto que todos son mi prójimo; la gente sabrá que somos seguidores del Señor, no amemos de palaba ni de lengua, sino de hecho y en verdad, al conocer a Dios no puedes callar y ocultar tu amor….se libre para decir “te amo” .

Dra Claudia Cerrato