La Magia del Odio

No satures tu corazón pues el odio te hará perder la razón por una corta emoción

Nadie nos nace odiando, nadie nace maldiciendo, nadie nace negativo, todo en esta vida es aprendido, la magia y sus ilusiones, el amor y sus desilusiones, el cuidar o romper corazones, todo, todo es en esta vida aprendido.

Parece que el odio es de carácter mágico, toda persona que odia se convierte en algo que realmente no es, Dios te formó en el vientre de tu madre con un propósito y forma especial y específica, pero el odio te transforma en algo que realmente no eres ni somos.

Todo asesino nació sano, bueno y con carácter pasivo y fue el odio de lo experimentado lo que transformó su carácter, corazón y vida en el infierno que ahora experimenta y hace experimentar a todos los que le rodean, todo niño o niña que nace en el seno familiar tienen el privilegio de escoger el camino de vida que desea aprender aún cuando la familia esté fragmentada, destruida o parcialmente destruida; cada uno escoge la manera cómo desea vivir y pasar sus días en la tierra.

Conocí en Milano, Italia, a un joven que tiene descendencia salvadoreña, un nivel que salió de las partes más oscuras del conflicto de pandilleros que afecta a nuestro país, él al ver sus sueños truncados optó por salir huyendo del ambiente hostil de su colonia y familia e integrarse al mundo productivo de la sociedad italiana, donde conoció a la que ahora es su esposa y madre de sus tres hijos.

Este joven salvadoreño no dio lugar a la mágica transformación de todos aquellos que  viven odiando a todos y denigrándose asimismo con malas acciones, él rompió el  molde de la magia del odio y ahora está casado con una italiana quien no solo le comparte su  corazón y cuerpo sino también le hizo parte de su familia, quienes están  posicionado en el negocio de la tecnología en Milano.

¿Y tú qué esperas? No des lugar al sentimiento  del odio que trasforma en basura todo lo bueno que la raza tiene aún, cierra la ventana  a aquello que roba tu paz, limpia tu camino de toda roca de maldad y palabras egocéntricas, ilumina tu mundo con la luz de JESÚS; invoca su nombre y serás salvo de caer en la tentación de despertar en ti esta tan maléfica emoción como es el sentimiento del odio, no seas víctima  tú también.

¡Cuidado con la magia del odio! No permitas que trasforme y luego te desforme, tú eres capaz, tú eres tenaz, abre tu corazón y busquemos juntos la solución a esta mágica situación, no satures tu corazón pues el odio te hará perder la razón por una corta emoción.

[sam_ad id=”10″ codes=”true”]