Fiscalía desarticula red de jueces y abogados por corrupción judicial

La Fiscalía General de la República realizó ayer un fuerte operativo a nivel nacional contra jueces, abogados y un ex fiscal, quienes forman parte de una red de corrupción judicial. Siete personas fueron capturadas, mientras cinco se encuentran prófugos de la justicia, entre ellos el ex fiscal Luis Arturo Magaña Figueroa, quien laboró en la Unidad de Investigación Financiera (UIF), hace algunos años.

 

A ellos se les imputarán los delitos de prevaricato, cohecho activo, cohecho propio y falsedad documental agravada en contra de la administración pública y la administración judicial. Los capturados son Enrique Alberto Beltrán Beltrán, Héctor Antonio Chevez Morataya, Luis Santiago Escobar Rosa, Walter Antonio Platero Silva, Tomas de Jesús Flores Sosa, Luis Guillermo Flores y Elliot Abraham Asturias Umanzor.

Mientras se continúa la búsqueda de Luis Arturo Magaña Figueroa, Franklin Alexander Velásquez Zúñiga, Marvin William González Martinez, Luis Santiago Escobar Rosa, Jorge González Guzman y José Ernesto Romero Fuentes.

Según el testigo, se establece que las personas involucradas  aproximadamente desde el año 2011 efectuaban negociaciones, así como entregas de dinero a efecto de obtener resoluciones favorables para sus clientes. En otros casos, hacían negociaciones para repartirse entre ellos el dinero que había sido incautado producto de  las detenciones de sus clientes.

Estos casos derivan de juicios por lavado de dinero, en los cuales los jueces enviaban a escuchar opinión a la FGR y el exfiscal ARTURO MAGAÑA contestaba que se resolviera conforme a derecho, habilitando al Juez a entregar el dinero sin ninguna oposición.

  • CASO 1: “CIEN MIL DÓLARES”.
  • Imputados:
  • José Rodolfo Castillo Morales.
  • Luis Arturo Magaña Figueroa.
  • Tomás de Jesús Flores.
  • Jorge González Guzman.
  • Enrique Alberto Beltrán Beltrán.
  • Hechos:

El Juez Rodolfo Castillo ordenó la devolución de la cantidad de noventa y cinco mil dólares.  La cual fue repartida entre: Castillo, Beltrán, González, Tomas Flores y  Arturo Magaña.

Se presentará antejuicio.

CASO 2. “CUARENTA Y CINCO MIL DOSCIENTOS VEINTE DÓLARES”.

IMPUTADOS:

  • José Rodolfo Castillo Morales
  • Luis Arturo Magaña Figueroa
  • Héctor Antonio Chévez Morataya
  • Erick Stanly Rodriguez

 

HECHOS:

El licenciado Castillo ordenó la devolución de $42,959, a petición del abogado Chévez Morataya, mandando a escuchar opinión del exfiscal Magaña.

Dicha cantidad de dinero fue repartida entre Castillo, Beltrán, Magaña, Jorge Gonzalez y Chévez Morataya. El imputado Rodriguez realizó el poder, falso donde la señora Labraña Carrillo faculta a Chavez Morataya para recibir el dinero relacionado.

CASO 3: “CIENTO CINCUENTA Y DOS MIL QUINIENTOS VEINTE DOLARES”.

 

Imputados:

  • Enrique Alberto Beltrán Beltrán.
  • Luis Arturo Magaña Figuera.
  • Elliot Abraham Asturias Umanzor.
  • José Ernesto Romero Fuentes.

Hechos:

El Juez Enrique Alberto Beltrán Beltrán  ordenó al devolución $152,000.00, a petición del abogado Elliot, quien utilizó un poder falso donde se le facultaba para recibir el monto señalado. Dicha cantidad de dinero fue repartida por los tres jueces, Elliot y el Exfiscal Magaña.   En este el Abogado Romero Fuentes presenta un poder falso de parte de las tres imputadas de origen Nicaragüense.

FASE I

En julio de 2014, en la fase I, la Fiscalía desarticuló parte de la banda capturando 128 personas ligadas a redes de corrupción y narcotráfico entre las que figuran 12 agentes policiales, 2 fiscales, 3 jueces, 3 colaboradores jurídicos de juzgados especializados y de la Sala de lo Constitucional y un sacerdote vinculados a estructuras delincuenciales complejas.

Según las investigaciones fiscales, la red de corrupción estaba integrada por abogados, pandilleros, funcionarios judiciales, fiscales, policiales y personas particulares que propiciaban la liberación judicial de pandilleros y narcotraficantes acusados de delitos graves como homicidios, feminicidios, robos, extorsiones, tráfico ilícito de drogas, entre otros.

Entre los implicados también se encontraban miembros de la Pandilla 18, donde destaca el líder nacional de dicha organización criminal, José Timoteo Mendoza Flores o José Trinidad Mendoza Flores, alias “El Chory”, intimado en penal de Cojutepeque, acusado de homicidio agravado, robo agravado, agrupaciones ilícitas, proposición y conspiración para homicidio agravado, hurto agravado, con un total 33 órdenes de detención.

Fuente: Comunicaciones FGR