FGR ordenó captura y registros en caso de mujer tratante que ofrecía falso empleo doméstico en anuncios clasificados

La captura de una mujer ligada al delito de Trata de Personas, en la modalidad de la Explotación Sexual fue concretada en San Salvador, en las últimas horas por la Unidad Fiscal Especializada de Trata y Tráfico Ilegal de Personas. En este caso, la víctima escapó de una residencia en donde estaba privada de libertad tras haber aceptado un falso empleo doméstico.

Las investigaciones iniciales señalan que es el caso de la acusada Marta Alicia Arias Ponce, quien mantenía a su cargo un negocio que funcionaba como “sala de belleza”, en un centro comercial, cercano al Centro Internacional de Ferias y Convenciones (CIFCO), y otro como “Sala de masajes” en la Calle “Gabriela Mistral”. Los dos inmuebles tienen habitaciones para servicios sexuales.

La víctima, una joven de 21 años, procedente del área rural del departamento de Cuscatlán, encontró un anuncio en el que ofrecían trabajo como doméstica y fue así como en mayo del presente año, decidió contactar a los responsables del anuncio. La joven acordó con la referida mujer, que la esperaría en una parada de buses cerca de la Basílica de Guadalupe.

Cuando fue ubicada el día acordado por otra trabajadora de Arias Ponce, la jovencita fue llevada hasta “Gabriel’s Salón Boutique”, donde la mantuvieron y le dijeron que allí trabajaría y hasta uno de los clientes solicitó sus servicios, pero fue advertido que “ella aún no estaba disponible”. Finalmente, Arias Ponce, llevó a la víctima hasta su vivienda, ubicada en una lujosa zona residencial en La Cima, en donde le dijo que dormiría en una terraza a la intemperie.

“La víctima logró escapar de la zona residencial y posteriormente pidió a su familia que la ubicaran y fue así como después decidió interponer la denuncia del hecho”, explicó Violeta Olivares, Jefa de la Unidad Fiscal que ha dirigido el procedimiento.

Las investigaciones también han llevado a ubicar el negocio de la supuesta “Sala de masajes”, y se ha determinado que ambos no están registrados legalmente y mantienen activos órdenes de clausura por parte de la municipalidad capitalina.

Por el momento la FGR posee abundantes elementos de prueba decomisados tanto en la vivienda de la acusada como en los dos negocios y los cuales serán entregados, junto a la imputada, a las autoridades judiciales en las próximas horas.

Fuente: FGR